Nota

Este formato de historia multimedia utiliza secuencias de vídeo y audio. Por favor asegúrese de que sus altavoces estén encendidos.

Utilice la rueda de desplazamiento de su ratón o las teclas de dirección de su teclado para navegar entre las páginas.

Deslíze el dedo por la pantalla para navegar entre las páginas.

Comencemos

Why Switzerland struggles with dirty gold: tales from Peru

Logo https://stories.swissinfo.ch/por-que-suiza-lucha-contra-el-oro-sucio?utm_source=twitter&utm_medium=socialflow&utm_campaign=own-posts&utm_content=o

Intro

Los mineros ilegales de oro han devastado la Amazonía peruana, dejando grandes franjas de territorio envenenado y despojado. En un drástico movimiento, el grupo industrial suizo Metalor cesó todas las importaciones de oro artesanal de América del Sur tras demostrarse que su principal proveedor de oro peruano se abastecía en minas ilegales.  
Ir a la primera página




Sin embargo, con los precios del oro más altos en una década, la búsqueda del metal precioso se intensifica en un sitio donde la minería y las actividades delictivas se solapan y la aplicación de la ley es azarosa.
Ir a la primera página

Ir a la primera página
Visto desde el cielo, el paisaje a ambos lados de la carretera interoceánica luce idéntico; hay marcas de tierra arenosa y charcos de agua sucia. Sin embargo, esa tierra monótona posee una importancia estratégica. Es la principal arteria de transporte que conduce a la región sudeste de Madre de Dios, en Perú, sitio donde la minería de oro está en auge.
Ir a la primera página

Pantalla completa
Para los miles de mineros que intentan ganarse la vida en esta región selvática, la carretera es también una división entre quienes intentan respetar la ley y quienes la burlan. Las autoridades peruanas han declarado la Reserva Natural Tambopata y su zona de amortiguamiento, a un lado de la carretera, como prohibida para la minería. Del otro lado está el llamado "corredor minero", donde está permitida la extracción de oro siempre y cuando que se respeten algunas condiciones.
Cerrar
Ir a la primera página
Ir a la primera página







La débil aplicación de la ley en la mayor parte de esta región hace que se contradiga lo que indica la carretera interoceánica como límite y lo que dice el gobierno. La laxa instrumentación de las regulaciones mineras ha conducido a una minería ilegal generalizada que, a su vez, es responsable de una deforestación a gran escala, así como de contaminación por mercurio, según aseguran los expertos.
Ir a la primera página
El problema es que parte de ese oro termina en Suiza, según grupos observadores, que acusan a las refinerías, joyeros y relojeros suizos de abastecerse de “oro sucio”. Un hecho que pronto podría tener consecuencias. El Parlamento de Suiza, país que es la principal refinería del mundo, están debatiendo sanciones más severas para las empresas.
Ir a la primera página








Sin embargo, identificar el “oro sucio" es difícil. Redes delictivas y mineros ilegales intentan ocultar el origen turbio del oro mezclándolo con oro obtenido legítimamente, para luego introducirlo en el mercado internacional de este metal, según revelan mineros, comerciantes y funcionarios responsables del tema, entrevistados por swissinfo.ch en Perú. Por ello es complicado que las refinerías suizas y las compañías compradoras de oro sepan si importan oro ilegal.
Ir a la primera página













Algunos se rindieron. A principios de 2019, el refinador suizo Metalor dejó por completo de abastecerse en las minas de oro artesanales de América Latina. La decisión se produjo después de que los funcionarios de las aduanas peruanas confiscaran 91 kilos de lingotes de oro del exportador local Minerales del Sur que se dirigían hacia una refinería suiza. Las autoridades peruanas sospechaban que la carga contenía oro ilegal, presumiblemente de Madre de Dios.


Ir a la primera página

Pantalla completa
En esta región, las autoridades han librado durante años una batalla perdida contra miles de mineros ilegales. En las últimas tres décadas, se perdieron 960 km2 de selvas -área equivalente al territorio de Hong Kong- debido a la minería del oro, según estimaciones del Centro para Innovación Científica Amazónica, conformado por expertos basados en Tambopata, Madre de Dios. Operaciones militares dinamitan con frecuencia los sitios ilegales, pero la mayoría de las veces la minería se reanuda poco después en otros lugares.
Cerrar
Ir a la primera página
Las autoridades, no obstante, no se rinden. El ejército peruano recientemente lanzó la "Operación Mercurio" en el área de La Pampa, a un lado de la carretera interoceánica, donde se practica la minería ilegal. Dicha fuerza militar ocupó un amplio territorio para expulsar a los mineros ilegales. Al mismo tiempo, las autoridades aceleraron su programa de certificación de mineros que cumplen con estándares ambientales y sociales.
Ir a la primera página
Ir a la primera página

INTENTANDO HACER BIEN LAS COSAS

Ir a la primera página
Juan Ttamiña ha sido minero durante casi tres décadas en las inmediaciones del río Pukiri. Nació en la región andina de Cusco, pero se mudó con sus padres a la Amazonía peruana en busca de una vida mejor."

"Hemos trabajado aquí durante años por necesidad, por el deseo de avanzar", dice. "Buscamos una mejor vida para nosotros... para nuestros hijos".

Mucho tiempo trabajó en medio de un vacío legal; extrajo y comercializó oro en el corazón de la selva con muy poca supervisión gubernamental. Pero esto ha cambiado con la llegada de las refinerías y la presión de los consumidores para que existan prácticas mineras sostenibles y transparencia en la cadena de suministro del oro.
Ir a la primera página



La tierra donde se permite la extracción está dentro del corredor minero, un área de aproximadamente 500 000 hectáreas (equivalente a casi un millón de campos de fútbol), donde es posible extraer siempre y cuando se cumplan las normas ambientales y sociales.


Ir a la primera página
Ttamiña ha solicitado su inscripción en el programa de formalización minera del gobierno que busca aportar una base legal a este trabajo. Hasta agosto, 4 500 mineros habían solicitado lo mismo, pero solo 117 han sido aceptados. Ttamiña confía en poder sumarse a la lista.

Ir a la primera página

Para obtener la certificación, Ttamiña debe demostrar que está reforestando áreas estériles y adoptando técnicas de minería sin mercurio. En una estructura construida a tal efecto tiene una mesa agitadora de oro, que permite separar el oro de los desperdicios sin usar mercurio.


Ir a la primera página

Pantalla completa
Ttamiña debe respetar las leyes laborales y pagar impuestos. Puede venderal comerciante del consorcio que vendía oro directamente a Metalor, el único que proporcionaba facturas de ventas.

Advierte que estas reglas no han frenado la venta ilegal. Es bien sabido entre los mineros que incluso los comerciantes con licencia compran oro de fuentes dudosas. Y tales comerciantes no se limitan al área conocida como La Pampa, al margen de la Reserva Nacional Tambopata.

"Cumplimos con todo", dice Ttamiña, refiriéndose a los requisitos del Estado, "para no tener ningún problema". Y saca de su bolsillo una tarjeta emitida por el gobierno que demuestra que solicitó la formalización. Esta tarjeta plástica es su único escudo en caso de una redada policial.
Cerrar
Ir a la primera página
Ir a la primera página
En 1989, Ttamiña llegó a la mina aledaña al río Pukiri, cerca de un pueblo hoy llamado Delta Uno, en Madre de Dios. Esto sucedió mucho antes de que la región fuera invadida por mineros ilegales deslumbrados por los altos precios del oro durante la crisis financiera de 2009-2010.

Su arduo trabajo ha valido la pena. Al principio, la familia tenía solo dos carretillas y motores básicos de bombeo de agua para descargar el mineral. Hoy, este minero de mediana edad emplea a 22 personas que usan excavadoras y modernos camiones para desplazar material dentro de su "cuadricula" (concesión de 1 km2).

"La producción no siempre es la misma: a veces es más y a veces menos", explica Ttamiña, mientras un par de trabajadores concluyen un sofocante turno de ocho horas en el que enjuagan el mineral de oro que hay en dos toboganes. Pernoctan en este sitio en un dormitorio de ladrillos de un piso.

Ir a la primera página








En promedio, Ttamiña extrae 32 gramos de oro por rampa y por turno. Asumiendo que ambas rampas estén operando y que el precio por gramo sea de 120 soles peruanos (CHF 35,5), puede ganar hasta 15 000 soles (CHF4 343) diarios.

Ir a la primera página

Pantalla completa
Parece mucho, pero su ganancia neta es de solo 500 soles peruanos (CHF145) diarios. Los gastos, dice, son muy altos. Se necesita gasolina para las bombas de agua y para la maquinaria. Ttamiña debe cubrir además los gastos de su esposa y sus tres hijos en Cusco, la ciudad grande más cercana a esta zona, donde viven para poder proseguir sus estudios. Solo los ve 10 días cada dos meses.

Ttamiña planea minar su tierra durante 10 o 15 años más. Luego, "se irá hacer otras cosas".

Confía en que la futura reforma a la ley minera de Perú dé un impulso a la minería a pequeña y mediana escala para competir con las grandes mineras internacionales. Y también que ayude a quienes se esfuerzan por trabajar de forma sostenible, eliminando los controles y el hostigamiento de la policía y del ejército, hoy comunes debido a la “Operación Mercurio”. Ttamiña reconoce el esfuerzo del gobierno para facilitar su formalización, pero no está a favor de la “Operación Mercurio”. Considera que ha contribuido a que se piense que todos los mineros de Madre de Dios son ilegales, aunque algunos, como él, se esfuercen por seguir las reglas.
Cerrar
Ir a la primera página
Ir a la primera página

El mercado negro

Ir a la primera página
Walter Baca es un exminero que ahora solo alquila equipos de minería. Su extensa familia ha sido acusada de practicar la minería ilegal y mantener relaciones financieras con Metalor.

Cuando lo conocimos en Huepetuhe, Baca declinó hablar sobre estas acusaciones, pero estaba dispuesto a compartir su experiencia personal sobre el comercio de oro.

"El mayor evasor es el comprador de oro", dice. "Las personas siguen trabajando ilegalmente porque tienen obligaciones [con los compradores]".
Ir a la primera página







Baca es el sobrino de una célebre pareja: Gregoria Casas y Cecilio Baca, que figuran entre los primeros pobladores de la mina de oro a cielo abierto de Huaypetue, donde comenzó la minería de la zona. La pareja, dueña de 18 parcelas mineras, estuvo bajo investigación por minería ilegal y lavado de dinero durante años, según el medio de investigación peruano Ojo Público.



Ir a la primera página
Ojo Público también informó de la denuncia de funcionarios de aduanas del Perú de que Metalor habría hecho pagos a cuentas bancarias de miembros de la familia Baca, incluidos la tía y los primos de Walter Baca. La familia Casas-Baca niega categóricamente haber actuado indebidamente. Algunos miembros de la familia afirman que sus acusadores los incriminan injustamente para ganar puntos políticos u obtener ganancias monetarias.

El exminero no quiso hablar de las acusaciones contra sus familiares, pero dijo que muchos comerciantes locales incurren en prácticas corruptas y evaden impuestos. Los acusó de manipular el mercado controlando los precios y no emitiendo facturas mientras que los mineros están cautivos por lo que les deben a los comerciantes.
Ir a la primera página
Ir a la primera página
"Cuando el oro llega a Lima, es mezclado… para luego venderlo", explica Baca y añade que algunas veces el comprador es Metalor.

A la pregunta de si tiene conocimiento de que los principales compradores de oro en Madre de Dios supuestamente mezclan sus compras antes de revenderlas, Metalor dijo: "No, [nosotros] no adquirimos ningún material de esta región".

Un portavoz de la compañía manifestó a swissinfo.ch que Metalor está "muy comprometida" en el proceso de formalización de Perú y siempre ha expresado a las autoridades peruanas su preocupación en materia de trazabilidad.

“Todas las respuestas que recibimos de las autoridades de Perú a lo largo del tiempo... han sido muy tranquilizadoras", dijo el portavoz vía un correo electrónico. "Sin embargo", agregó, "nos decepciona que el marco regulatorio y la puesta en marcha del mismo no sean tan sólidos como deberían serlo”.

Ir a la primera página
¿Está preocupado Baca por sus negocios ahora que Metalor ya no compra oro de Perú? "Los productores no están demasiado inquietos porque siempre hay compradores aquí", dice.

Baca añade que la falta de autoridad gubernamental antes de la "Operación Mercurio" hacía que los mineros operaran a su antojo. Cuando el precio del metal subió, muchos invirtieron en maquinaria pesada para penetrar en lo más profundo de la selva, contaminando ríos y subsuelo con mercurio. Aunque Perú ratificó en 2018 un tratado internacional para reducir la contaminación por mercurio, este el tóxico metal pesado aún puede conseguirse fácilmente en Internet en todo el país.
Ir a la primera página
Baca culpa a los funcionarios de gobiernos anteriores de ser cómplices de los acuerdos que permitían a las redes delictivas comprar oro ilegal. Y considera que el gobierno tendría que penalizar a los compradores de oro negro, en vez de centrarse en las operaciones de pequeñas mineras.

"El proceso de formalización no tiene sentido, es como caminar hacia un abismo", dice Baca.

Baca era minero, pero cambió de negocio después de que el ejército peruano destruyera su equipo hace 6 años como parte de una cruzada contra la minería ilegal. Su nuevo negocio consiste en arrendar equipos "a mineros en el proceso de formalización" que buscan operar legalmente.

Ir a la primera página
Muchos de los mineros que han sido atrapados en la "Operación Mercurio", como Baca, han hallado nuevas formas de ganarse la vida dentro del mismo sector. Algunos se han adentrado todavía más en la selva, hacia la reserva de Tambopata o cruzando la carretera interoceánica para aproximarse al corredor minero, con objetivo de seguir generando ganancias al margen de la ley.

La mayoría de los mineros huyeron de la región prohibida de La Pampa cuando supieron de la "Operación Mercurio". Aun así, más de 200 personas fueron detenidas y se incautaron y demolieron equipos que valían millones de dólares.

Baca recuerda su propia experiencia en Huaypetue: “La gente trabaja a la carrera. Cuando el gobierno va a bombardear e incautar [maquinaria)], los mineros trabajan como locos. La estrategia del gobierno es inadecuada".
Ir a la primera página
La villa de lujo de Baca tiene vistas hacia un desangelado pueblo minero lleno de esquivos compradores de oro, sombríos bares y clubes nocturnos atendidos por mujeres jóvenes. La mayoría provienen de las regiones montañosas más pobres y llegan atraídas por ofertas para trabajar como empleadas domésticas o camareras que a menudo son falsas, según dicen agentes gubernamentales.

El general Luis Vera, director de Medio Ambiente de la Policía Nacional de Perú, afirma en una entrevista en Lima que sus tropas encontraron muchos de estos sitios al adentrarse en la región minera ilegal.

“Había muchos abusos y desapariciones porque no había autoridades pendientes”, dice Vera. “Los supervisores o dueños de las explotaciones mineras eran la autoridad en este sitio”.
Ir a la primera página
Ir a la primera página
Los residentes en la periferia de la zona de minería ilegal aseguran que los mineros trabajan también de noche para evitar las detenciones policiales. Al amanecer, una vez terminado su trabajo, dejan el lugar para conducir sus motocicletas en el suelo pantanoso de la selva y atraviesan la maleza para ocultar sus rutas de acceso.

"A veces se oyen los motores a la distancia", dice Doris, una mujer que dirige un hostal ubicado en la carretera. La entrevistada se negó a dar sus apellidos.

"Hay mucho oro por ahí. En una buena jornada pueden ganar 1 000 soles (CHF 290)".
Ir a la primera página
A pesar de que la actividad minera ilegal continúa, se considera que la "Operación Mercurio" sí ha ralentizado la extracción ilegal en la mayor parte de La Pampa, una zona ecológicamente devastada.

La deforestación por la minería aurífera disminuyó un 92% entre 2018 (900 hectáreas) y la primera mitad de 2019 (67 hectáreas), lo que ofrece una fotografía del "antes" y "después" de la "Operación Mercurio", según el Proyecto de Monitoreo del Amazonas Andino.
Ir a la primera página
El coronel Luis Guillén Polo, jefe de la "Operación Mercurio", explica que sus fuerzas persiguen agresivamente a los compradores y comerciantes de oro ilegal, “no solo a los mineros ilegales”.
Ir a la primera página

Encubrimientos y contaminación

Ir a la primera página

Pantalla completa
Pero aplicar mano dura contra los mineros ilegales no es suficiente para que el gobierno peruano erradique el oro "sucio". También necesita un ejército de expertos en contabilidad.

Según investigaciones de la fiscalía y la prensa peruanas, la trazabilidad del oro -siguiendo el rastro de los comerciantes- sigue siendo opaca. La facturación fraudulenta es frecuente en las empresas que compran en Perú, así como entre sus agentes y representantes locales.

Complejas redes de relaciones familiares y comerciales enturbian los vínculos entre las empresas que operan en la región. Eso explica que los compradores pequeños y medianos rara vez aparezcan en los registros de aduanas como exportadores hacia las refinerías y otros clientes extranjeros, y los que sí aparecen suelen estar vinculados a mineras ilegales de Madre de Dios.

De la docena de mineros ilegales que entrevistamos, la mayoría afirma que venden su oro a las empresas comerciales peruanas A&M Metal Trading y Veta de Oro, entre otros compradores de minerales.
Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
Pero estas empresas no quisieron recibirnos en sus instalaciones ni concedernos una entrevista para aclarar su posición. Nos hicieron saber, a veces por medio de corpulentos guardias de seguridad, que no teníamos derecho a hacer preguntas.

En la oficina de Veta de Oro, en Puerto Maldonado, un empleado nos impidió que siguiéramos investigando. Negó que el establecimiento estuviera comprando oro, alegando que este espacio comercial era un hotel. Sin embargo, un gran cartel decía que los propietarios son comerciantes de oro y empresarios turísticos.

En la oficina de A&M Metal Trading, en Puerto Maldonado, la capital regional, un empleado llamó al abogado de la compañía y luego se negó a responder a las preguntas, mientras nos invitaba a irnos.
Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
Los gerentes de las tiendas de E&M Company en Huaypetue nos indicaron los carteles detrás de los mostradores con los números telefónicos de las oficinas centrales. Llamamos pero no hubo respuesta. En Veta de Oro y A&M Metal Trading nos pidieron dirigir las preguntas a Activos Mineros -empresa privada autorizada por el gobierno para otorgar licencias a compradores de oro en regiones conocidas por su minería ilegal. Los seis correos electrónicos y las múltiples llamadas a la empresa limeña quedaron sin respuesta.

Aunque no pudimos contactar con la empresa, sus actividades no son desconocidas para los observadores y activistas. "Activos Mineros recibe dinero del Estado para sus funciones de monitoreo, pero no invierten en monitoreo verdadero", explica Christoph Wiedmer, codirector de la Asociación Para los Pueblos Amenazados, que estudia las importaciones peruanas de oro.
Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
Los comerciantes de oro también contribuyen a la contaminación ambiental. Los improvisados hornos que usan para la lixiviación con mercurio de las pepitas de oro liberan humos tóxicos, visibles desde la calle. Recibimos amenazas de los responsables de una de las oficinas cuando intentamos fotografiar los hornos.

El nivel de mercurio en el aire alrededor de estas tiendas es 1 000 veces superior al límite permitido en Perú y 10 000 veces más alto que el nivel considerado como peligroso en Estados Unidos, según Adam Kiefer, profesor de Química de la Universidad de Mercer. Kiefer trabaja con el ministerio peruano en la investigación de la contaminación del aire en la región.
Cerrar
Ir a la primera página
(Las marcas moradas y rojas señalan las áreas más contaminadas y coinciden con los lugares donde hay hornos funcionando)
Ir a la primera página

La conexión suiza

El "oro sucio" de los mineros ilegales pasa por una opaca red de compradores de oro y luego se vende a refinerías y comerciantes extranjeros.




Ir a la primera página

Pantalla completa




Aquí es donde Suiza entra en la ecuación. Este país europeo, sin litoral, alberga a varias de las refinerías más grandes del mundo, entre ellas, Metalor. La mayor parte del oro del mundo pasa por Suiza. Y Perú es el sexto exportador de oro más importante para el país alpino.
Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
Después de refinarse en Suiza, el oro se exporta a todo el mundo. China e India son sus principales destinos. Suiza exporta tres veces más oro, joyas y piedras preciosas que relojes.




Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
Madre de Dios fue noticia en 2018 cuando la Asociación para los Pueblos Amenazados (APA) publicó un informe denunciando que las exportaciones ilegales de oro de la región iban a Metalor.

APA argumentó que el comerciante Minerales del Sur suministró a Metalor oro de Madre de Dios, zona donde la mayoría de la actividad minera sigue siendo ilegal, pese a las iniciativas y medidas de represión del gobierno para evitarlo.

Aunque el comerciante solo tenía licencia para vender oro de la región sureste de Puno, también tiene concesiones en Huaypetue, en la Reserva Comunal Amarakaeri (cerca de un área protegida), en Madre de Dios, donde también estaría extrayendo oro.

Metalor negó la acusación y afirmó que todo su oro proviene de Puno. Pero las cantidades compradas a Minerales del Sur excedían la producción total de Puno, según APA, que se basa en cifras del Ministerio de Energía y Minería de Perú.
Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
Aunque la investigación sobre esta presunta fuente ilegal de oro continúa, Metalor destaca que no ha sido acusado en Perú hasta ahora. Pero dada la "falta de recursos para garantizar el cumplimiento de las reglas", esta compañía decidió recientemente suspender las importaciones de oro de Perú y dejó de hacer negocios con los mineros y comerciantes artesanales sudamericanos.

La decisión no ha sido bien recibida. Según dice a swissinfo.ch el gobernador de Madre de Dios, Luis Hidalgo, la decisión de Metalor de retirarse de Perú hace más difícil terminar con la minería ilegal.

"Queremos que compren a quienes trabajan legalmente", dice Hidalgo. "Lo que la empresa suiza debe hacer es facilitar el acceso de los mineros a tecnologías [limpias] que son muy costosas para ellos y ayudarlos a vender su oro más fácilmente".
Cerrar
Ir a la primera página

Pantalla completa
La llamada tecnología de extracción "limpia", que incluye mesas vibratorias para separar el oro, como lo hace Juan Ttamiña, es una alternativa al uso del mercurio.

Mark Pieth, profesor en Derecho Penal en la Universidad de Basilea y autor de un libro sobre el lavado de oro, afirma que las refinerías suizas deberían comprometerse más con los mineros artesanales para una producción responsable de oro. Según Pieth, las desventajas serían mínimas. La realización de auditorías transparentes para trazar la ruta del oro tendría un coste simbólico para empresas como Metalor y las refinerías suizas en su conjunto, según dijo Pieth en una reciente entrevista con swissinfo.ch.

El gobierno suizo coincide. Martin Peter, representante de la Secretaría de Estado de Economía en Perú, afirma que "las empresas deben preocuparse por la sostenibilidad para seguir teniendo acceso en el largo plazo a las materias primas".
Cerrar
Ir a la primera página
Ir a la primera página

Pantalla completa
Por su parte, Metalor argumenta que lo que falta para mejorar la situación en Perú es un verdadero esfuerzo colectivo de las partes involucradas: gobierno, mineros, autoridades locales y oenegés. "Aún no hemos llegado a este punto”, declara un portavoz a swissinfo.ch.

En última instancia, la presión de los consumidores puede ser una forma de frenar la minería ilegal, dicen activistas y defensores de los derechos en Perú y Suiza.

Durante años, grupos de la sociedad civil en Suiza han expresado su preocupación por los riesgos que implica para la reputación suiza la importación de "oro sucio".

Esto ha desembocado en una iniciativa popular que podría obligar al gobierno a actuar. El pueblo suizo pronto votará la "Iniciativa para los Negocios Responsables", que exige a las empresas suizas responsabilidades por sus acciones en el extranjero que dañan el medioambiente y los derechos humanos. Pero su futuro es incierto.
Cerrar
Ir a la primera página

Créditos

Pantalla completa
Autora: Paula Dupraz-Dobias

Fotos: Sebastian Castañeda y Paula Dupraz-Dobias (fotos adicionales SDA-Keystone)

Gráficos: Kai Reusser y Alexandra Kohler

Vídeos: Sebastián Castañeda y Paula Dupraz-Dobias

Producción: Dominique Soguel

Traducción del inglés: Andrea Ornelas

Cerrar
Ir a la primera página

APÉNDICE: Metalor responde

Pantalla completa
¿En qué punto están las investigaciones en Perú sobre las exportaciones de Minerales del Sur u otras compañías a Metalor?

Hasta donde sabemos, las autoridades peruanas siguen adelante con la investigación sobre Minerales del Sur. Sin embargo, dado que Metalor no está formalmente acusado, no conocemos más detalles.

¿Se ha comunicado el fiscal peruano con Metalor desde la incautación de 91 kilos de oro en 2018?

Se nos ha pedido que proporcionemos información sobre la relación comercial con Minerales del Sur y lo hemos hecho en tiempo y forma (acuerdos, facturas, comprobantes de transferencias bancarias, etc.).

A partir de la información que ustedes tienen, ¿conocía Minerales del Sur el origen del oro que envió?

La documentación asociada a cada envío contenía siempre todos los detalles necesarios, incluida la concesión de la mina de donde provenía el metal. No hay motivos para creer que la información sea incorrecta, aunque tampoco podemos garantizar lo contrario. La investigación lo resolverá.

¿Metalor está reconsiderando comprar oro en Perú ahora que el gobierno peruano ha reforzado su compromiso de formalización de la minería en Madre de Dios, respetar los estándares medioambientales y sociales y frenar la minería ilegal en La Pampa?

Sin duda, acogemos con beneplácito esta declaración, pero debe traducirse en acciones reales y sostenibles. Madre de Dios es una región a la que no compramos ningún material y esto seguramente no cambiará en el corto plazo. Sin embargo, con respecto a las minas artesanales, estamos abiertos a considerar opciones siempre que respeten el esfuerzo concertado que se realiza (agencias gubernamentales, mineros, autoridades locales y oenegés). Pero no estamos en ese punto ahora. En Perú seguimos operando con minas industriales.

¿Cuál es la respuesta de Metalor a los críticos, incluido el gobernador de Madre de Dios, que aseguran que ustedes deberían ayudar a los mineros en el proceso de formalización y apoyarlos para adquirir tecnología que evite la contaminación por mercurio, en vez de anular las compras a este país?

Metalor está altamente comprometido en apoyar el proceso de formalización. Es la mejor manera de que los mineros obtengan un precio justo por su oro y mejoren sus condiciones laborales generales, incluida la aplicación de mejores prácticas que no contaminen el medioambiente. Sin embargo, Metalor no puede asumir esta responsabilidad solo. Como hemos mencionado más arriba, esto debe ser un esfuerzo concertado de todas las partes involucradas.

¿Cuánto sabe Metalor sobre el origen del oro que le venden sus proveedores directos? ¿Qué tan transparentes son sus fuentes con respecto al origen de dicho oro?

Ya hemos respondido a esto, al hablar sobre la documentación que respalda cada envío.

¿Alguna vez ha roto las relaciones comerciales con las empresas porque afirman estar produciendo más oro de lo que es físicamente posible? Si esto ha sucedido, ¿con qué empresas?

Monitoreamos los volúmenes de forma rutinaria solo para evitar situaciones como la que usted describe. Sí, hemos cancelado relaciones por ello. Jamás comprometemos nuestros valores al hacer negocios.

¿Metalor ha abordado alguna vez con las autoridades peruanas sus inquietudes sobre el origen del oro y sobre la laxa aplicación de la ley en este negocio?

Sí, al comprometernos a tomar parte del proceso de formalización y de manera regular desde entonces. Todas las respuestas que hemos recibido de las diferentes autoridades peruanas (ministro de Minas, Activos Mineros, Oficina de Formalización, Sunat) han sido tranquilizadoras. Sin embargo, nos decepciona que el marco regulatorio no se esté aplicando con suficiente solidez.

¿Conoce alguna complicidad entre los principales compradores de oro en Madre de Dios y podrían estar combinando sus compras entre sí?

No. Metalor no adquiere ningún material de esa región.


Cerrar
Ir a la primera página

Ir a la primera página

Ir a la primera página

Ir a la primera página

Intro

Ir a la primera página

Miner 1

Ir a la primera página

Miner 3

Ir a la primera página
Desplazarse hacia abajo para continuar Swipe to continue
Deslíze el dedo por la pantalla para continuar
  • Credits: SWI swissinfo.ch, Spanish, © Keystone, © Paula Dupraz-Dobias, © Sebastian Castañeda, © swissinfo.ch

    ImprintTerm of UseNota privada